Armoniosa fachada la de este edificio, con un agradable equilibrio de líneas rectas y curvas. Clásicas balaustradas combinan con balcones que quieren evolucionar hacia formas decorativas modernas. Testimonio de un tiempo en que aún había un regusto por las formas artísticas en las fachadas, a pocos años ya de la irrupción marcial de las líneas rectas y las formas prefabricadas.
El edificio del Hotel Excelsior fue construido en 1929 por los arquitectos Bravo Sanfeliú y Pascual Galíndez.
Foto: Carlos Osorio