Taberna Tomás. C/ Tabernillas, 23. Madrid.
Según me contaba Tomás, el dueño, esta casa ya era taberna en el siglo XVII, cuando existía sobre el mostrador una hucha en la que los clientes depositaban un donativo para la parroquia. Así lavaban el “pecadillo” de echarse un trago.
Según esto, la tasca sería la veterana, la más antigua de las tabernas de Madrid.
He visto que el primer anuario del comercio, de 1879, ya hace mención de ella.
En 1900, época en la que se construiría el edificio actual, fue regentada por un leonés. La actual taberna la fundó el padre de, Tomás en 1932. La sobriedad decorativa contrastaba con el bullicio que allí se producía cuando Tomás levantaba el cierre y comenzaba a dispensar, a ritmo acelerado, su buen vermú, con o sin seltz, acompañado de su champiñón o de su pequeño canapé. Un cartelito advertía que “Tomás sólo abre cuando el fútbol, el baloncesto o la depre del dueño lo permiten”.

A comienzos de 2o10 Tomás ha cerrado sus puertas.

La foto es del gran fotógrafo Álvaro Benítez, y corresponde al libro Tabernas de Madrid/Taverns of Madrid, de Ediciones La Librería.