Durante la segunda mitad siglo XX Riaño fue una de las tabernas más sabrosas y concurridas de Chamberí. A la hora del aperitivo, el barrio paraba para acudir a esta importante institución a por la cañita bien tirada o el vermú.
Hace 10 años, la taberna cerró porque vaciaron el edificio para incrementar su altura. Hace dos o tres años, si no recuerdo mal, abrieron “Nuevo Riaño” en la perpendicular calle de Gutiérrez Mellado, pero no tuvo éxito. Afortunadamente, Riaño volverá a abrir sus puertas, en la esquina de siempre, dentro de unas semanas, y con una decoración que trata de recordar a la que hubo (la original era de 1947). Lo esperamos con impaciencia, porque la zona de Cea Bermúdez no ha vuelto a ser la misma desde que cerró Riaño.

Foto: Carlos Osorio.