A finales de los años treinta, la nueva Gran Vía llega hasta la Plaza de España.
Al fondo de la imagen, a la derecha, el palacio de los duques de Pastrana, que será derribado para construir en su lugar un edificio muy especial.
En esta imagen de los años treinta vemos la Plaza de España con el recién instalado monumento a Cervantes.
En 1948, tras derribar el palacete y otros edificios, comienza la edificación del Edificio España.
Al fondo, a la derecha, se ve la iglesia de San Marcos.
El edificio va a ser construido en un tiempo relativamente breve: entre 1948 y 1953.
500 obreros trabajan para levantar la gigantesca mole.
La obra está a cargo de la Compañía Madrileña de Urbanización, formada por los hermanos Otamendi Machimbarrena, arquitectos e ingenieros, que van a crear un tipo de edificio nunca visto en España.
El nuevo edificio España alcanzará los 117 metros de altura y será hasta la terminación de su vecina Torre de Madrid el edificio más alto de España.