Bajaba por la escalera del Círculo de Bellas Artes, y me dí cuenta de que la luz del atardecer caminaba detrás de mí.

Fotos: C. Osorio.