¿Conoces el castillo medieval del parque del Retiro?
¿Alguna vez has oído hablar de él?
Foto B/N: Colección Rosario Mariblanca
En 1840 se construyó en el Retiro un castillo de estilo medieval para el Instituto Geodesico.
Iba a ser la sede principal del Telégrafo Óptico
La invención del telégrafo óptico prometía ser revolucionaria y de hecho se habilitaron torres para el intercambio de señales, creando varias líneas por toda España.
Sin embargo, poco tiempo después llegó la telegrafía por cable, mucho más rápida, eficaz y barata, que acabó con la telegrafía óptica.
Con el tiempo, el Castillo del Retiro pasó a ser un baño para perros, y posteriormente un sitio de alquiler de bicicletas.
El denominado Castillete Medieval permanece en su lugar original, sin que los poderes públicos se hayan decidido nunca a restaurarlo.
Como es lógico, ante la falta de cuidados ha ido perdiendo la mayoría de sus elementos decorativos.

Sigue perteneciendo a la Agencia Estatal de Meteorología, que en muchas ocasiones ha anunciado su intención de restaurarlo sin que hasta la fecha se haya hecho nada.
En 2004 la Agencia y el Ayuntamiento conversaron acerca de su rehabilitación para convertirlo en Museo de Meteorología, pero todo quedó en buenas intenciones.

Aquí sigue nuestro castillete, hecho una pena, penita, pena.
¿Que dónde está?
Pues al lado de la puerta de Granada, entre dicha puerta y los jardines de Cecilio Rodríguez.
Fotos color: Carlos Osorio.
Documentación: “Historia del Buen Retiro” de Rosario Mariblanca 
*********